¡Regalo! Checklist para revisar un relato

Hoy te traemos un regalo: ¡una checklist para revisar un relato! Pero vamos a empezar por el principio…
.

¿Qué es una checklist?

Suenan muy chulis estos anglicismos, pero no es más que una lista de verificación. O sea, una lista con casillitas para ir marcando los ítems que ya tengas hechos, revisados o lo que sea.
En esta ocasión te presentamos una
.

checklist para revisar un relato.

Pero tenemos que advertir que esta no es una lista mágica. Son consejos de detalles que no debes olvidar verificar para que tu relato quede perfecto, pero no es una ayuda para escribir. Es decir, partimos del supuesto de que ya has escrito un relato que tiene sentido, que cuenta una historia y que es verosímil (incluso aunque sea una historia fantástica).
Abajo te dejamos la lista para que te la descargues, pero te vamos a explicar punto por punto el por qué de nuestras sugerencias:
.
  • Comprobar que el narrador es coherente:

Que el relato no empieza en primera persona y termina en tercera, que si es uno de los personajes no puede saber lo que hacen otros cuando él no está presente, que su registro lingüístico concuerda con el que demuestra en sus interacciones como personaje, etc. Estos son solo algunos de los errores más comunes.
.
  • Verificar el tiempo de la narración:

Que el relato no empiece en presente y termine en pasado o que los verbos en pasado están bien utilizados… Por ejemplo, cuando desde el pasado nos referimos a un pasado aún más lejano, se utiliza el pluscuamperfecto: “Cuando llegamos, María ya se había ido”.
.
  • Pasarlo por un corrector automático:

Lo ideal es enviarlo al menos a un corrector ortotipográfico profesional (imprescindible si quieres presentarlo a un concurso, a editoriales o mostrarlo en tu web para darte a conocer), pero vamos a suponer que solo escribes para ti mismo, para practicar. Lo mínimo sería pasarlo por el corrector automático de word.
.
  • Pasarlo por un lector automático:

Te va a permitir darte cuenta de cómo suena tu relato leído en voz alta, de si te has dejado o has puesto mal alguna tilde, si has bailado alguna letra, etc. Muchas veces, después de revisar un texto mil veces, no nos damos cuenta de errores evidentes, como palabras mal escritas. Si ya no te saltan a la vista, que te salten al oído.
.
  • Comprobar si hay abuso de adverbios acabados en -mente.

La mayoría de las veces son innecesarios, ralentizan el ritmo del relato, lo hacen más pesado por reiterativo y denotan falta de recursos del escritor. No siempre sobran, pero es preferible comprobar cuántos hay y si de verdad son imprescindibles.
.
  • Comprobar si hay abuso de gerundios.

Tres cuartos de lo mismo. “Habiendo recogido los trastos, salieron hacia su destino”. ¿De verdad no hay una manera mejor de decir lo mismo?
.
  • Comprobar si hay abuso de oraciones pasivas.

Ídem.

.
  • Comprobar si hay metáforas manidas.

Como comparar los dientes con perlas. Hace siglos que eso dejó de ser original y bonito.

.
  • Descartar el vocabulario que no domines.

Aunque busques la definición en el diccionario, puede no encajar bien cierta palabra en el contexto de la escritura. Hay connotaciones difíciles de explicar. Por ejemplo, si buscas “brecha” en el DRAE verás que es sinónimo de herida, y sin embargo queda raro hablar de brecha en un brazo. Para saber esto hay que dominar el idioma y usar palabras que conozcas bien.
.
  • Guiones largos y cortos.

Ya entramos en temas más técnicos, en ortotipografía. Claro que el texto se entiende igual si pones un guion corto donde debería haber uno largo, pero si quieres dar sensación de profesionalidad, no te cuesta nada ponerlo bien. Tanto para sustituir paréntesis como en las conversaciones (estilo directo), se utilizan los guiones largos. Más información sobre este en nuestro artículo “El guion largo“.
.
  • Comillas angulares.

«Nos referimos a estas, que son las que se deben usar». Las “comillas inglesas” solo se deben utilizar cuando aparecen enmarcadas dentro de las angulares. Por ejemplo: «Pepe me ha llamado “tonta”».*
*Nosotros hemos usado aquí “comillas inglesas” porque no es lo mismo hablar de un artículo para una web que de literatura.
.

Y dicho esto, vamos con la checklist para descargar. Puedes guardarla en tu ordenador para completarla cuando te haga falta (es interactiva) o imprimirla. En todo caso, ¡tenla siempre a mano en tu escritorio!
.

¿Te gusta leer? ¿Quieres estar al tanto de las últimas novedades? Suscríbete y te escribiremos una vez al mes para enviarte en exclusiva: 

  • Un relato o capítulo independiente de uno de nuestros libros totalmente gratis (siempre textos que tenga valor por sí mismos, no un capítulo central de una novela).
  • Los 3 mejores relatos publicados para concurso en nuestro Grupo de Escritura Creativa, ya corregidos.
  • Recomendaciones de novedades literarias.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.